Buscando canciones, sensaciones pasadas, sorpresas que me espanten, escarbando en surcos musicales, arañando hojas donde encontrar volcanes que me invadan, hechizado como cuando desde crío supe que la música siempre me acompañaría....

lunes, 12 de diciembre de 2016

BLONDIE. "Parallell lines" (1978)

Pedazo de tercer disco que se marcaron Deborah Harry y sus chicos. Quizás uno de los puntales de la new wave. Por todo, por su sonido, por esa portada tan de época, por la fuerza de sus canciones,desde que empieza a sonar la inicial "Hanging on the telephone" (versión de The Nerves) y la sigue toda una colección de gemas imperdurables, imperecederas.

Este disco además hace de Blondie un referente por su importancia en la transformación del punk. Se olvidan la rabia y los escupitajos, bienvenido el pop, las melodías, las corbatas y el glamour. New Wave. "One way  or another" es para enmarcar, otro single más, como la radiante "Picture this". Todo un festival para tus emociones, para ese necesario viaje en el tiempo que hacemos cuando nos reencontramos con viejos trabajos tan necesarios como éste.

A parte de toda esa retaila de singles que seguro que te sonarán, Blondie también tuvo tiempo para ir un poco más alla. Robert Fripp aparece con su  guitarra para agriar el pop con su veneno particular. Y al éxito del disco acompañó sobre todo la imagen de Deborah Harry, compañera en el escenario de la época de Ramones, Television o Talking Heads, cautivadora con su forma de actuar, moverse, cantar. Todo un icono la chica que en "Pretty Baby" confecciona una dulce mermelada pop. Otro hit más, y van...

Excitante suena la punk "I know but i don't know", asfixiante, poderosa, alambre de carmin, tonelada de fuerza y candor. Luego se pinta Harry la cara, se pone su mejor traje y nos regala "11:59", pura new wave, organos que no se olvidan, melodías para sanar tus malos días. La ostia.

Y como olvidar ese pelotazo para la pista de baile que fue "Heart of glass", para dislocarte el esqueleto. Y es que cuando ya vamos terminando el disco, te das cuentas del enorme fogonazo musical que supuso la New Wave y sus bandas. 

Para terminar "Parallel lines", "Just go away", justo lo que necesitaba para comenzar este lunes de un diciembre con niebla y evocación de fin de año. Ya no se hacen discos como este. El CBGB, New York, los "hermanos" Ramones, Richad hell,  David Byrne y sus chicos....