Buscando canciones, sensaciones pasadas, sorpresas que me espanten, escarbando en surcos musicales, arañando hojas donde encontrar volcanes que me invadan, hechizado como cuando desde crío supe que la música siempre me acompañaría....

domingo, 12 de marzo de 2017

OMAR RODRIGUEZ LOPEZ. "Se dice bisonte no búfalo" (2007)


Un buen amigo me puso sobre la pista. Durante año 2016 y lo poco que va de este, Omar Rodríguez ha sacado 16 DISCOS!. Si, si, 16, hay queda eso. El ex-The Mars Volta, no se conforma con poco, es tanto lo que tiene que ofrecer,lo que pergeña su cabeza bajo esos rutilantes rizos psicódelicos, que la creación hace que le falten días, meses para engatusarnos con su arte. Porque lo suyo es arte, es exuberancia, paroxismo sin límites.

"Se dice bisonte no búfalo", fue su tercer disco (me niego a contar los que lleva en la mochila),  fue grabado durante su estancia en Amsterdam y está basado en el film "El búfalo de la noche" de Jorge Hernández Aldana.

El lp es un compendio de las actitudes de Omar de transgesor de géneros, de visionario que se esfuerza por repartir desde sus coordenadas ilimitadas, fragmentos de minutos para la elevación. 
"Rapid fire tollbooth" es una muestra de ello, como el punteo desgarrador de "Thermometer drinking the bussness of turnstiles".

La que titula el disco se lleva la palma. Casi jazz, piano, voz codificada, rock progresivo.. todo cabe en este maremoto purificador, en esta continda de rock sin domesticar, apadrinador de ismos por inventar. En "If gravity lulls..."  se acerca de una manera maravillosa a Santana, ritmos latinos incluidos para la más larga del lote "Please heat this eventually", instrumental, 11 minutos que van del funk a la salsa punk, una jam eléctrica, con saxos y confitura por doquier.

A reseñar en la elaboración de "Se dice bisonte no búfalo",la presencia de John Frusciante, colegas de The Mars Volta y el Beastie Boys Monkey Mark. ¿Qué más se puede pedir?. Subir el volumen, elevar los decibelios, abrir en par las ventanas y chillar.

"Booling death request a body to rest its head on", es otro colosal batiburrillo de congas, de guitarras esquizofrénicas, de locuras sin fin que da la voz para terminar a "Tiranía de la tradición", la más caótica y punk del disco, puro disfrute para tus orejas. Ahora toca digerir este volcán y empezar a investigar los 16 discos que el colega ha sacado en unos cuantos meses....