domingo, 29 de mayo de 2016

THE BATS. "Daddy's highway" (1987)


"The Daddy's highway" fue el primer álbum de esta enorme banda venida de Nueva Zelanda. El sello Flying Nun fue el encargado de poner en la órbita musical a una serie de combos como The Bats, The Clean, o The Chills, poniendo sobre el tapete lo que algunos llamarían kiwi pop.

Porque la verdad si The Bats hubieran venido de las Islas Británicas, lo mismo hubieran retado a un duelo a muerte a The Smiths para hacerse con el invisible trono del bueno pop. Escucho "Sir Queen" o "Round and down" y no puedo dejar de sentir nostalgia por esos tiempos donde la melodía rimaba con la capacidad de sorpresa y pegada.

"Take it" suena a The Wedding Present pero sin arreones eléctricos. Debemos a Paul Kean y a Robert Scott, la creación de una banda que es todo un lujo comprobar el empaque y la luminosidad de unas composiciones que salvan con nota el constante paso del tiempo.

Es increible la cantidad de grupos que pudieron salir de la isla. Todos fabricando al por mayor perfección sonora, suavidad y potencia. "North by north" es distorsión envasada al vacío y ""Block of wood" es una explosión musical repleta de referencias.

Mi preferida es "Miss these things" una bacanal de suspiros y de melosidad bien construida, un cielo de flores que esparce sus pétalos por delicados paisajes íntimos. Soberbia es también "Mid city team" y el hitazo "Had to be you", pura adrenalina para el corazón.

The Bats tras una parada a final de los 90, continuo hasta el 2011, cuando sacaron el también estimable "Free all the monsters". Pero fueron en sus discos iniciales donde el disfrute es máximo con este zumo de kiwi con mojones de guitarras nunca frenéticas con sus olas de melodías para no olvidar.



2 comentarios:

Johnny JotaJota dijo...

Inolvidable disco de los neozelandeses para una minoría. Mereció más éxito. Bien por recuperarlo, kamarada. Abrazos.

Carlos dijo...

Me acuerdo de algun recopilatoria de la época con grupos inolvidables. The Bats eran de los mejores. Y este disco, es la ostia. Abrazos