viernes, 4 de abril de 2014

THE BLACK ANGELS. "Directions to see a ghost"


En algún lugar oscuro donde colisionan Spacemen 3, la Veltvet Underground en su versión más caótica y una suerte de Jesus and the Mary Chain perdidos en un circulo místico de psycho rock de los setenta. Este trío de Austin nada por esos indómitos mares donde las olas de la lisergia sube hasta ahogarte los tentáculos de los oídos.

Este fue su segundo largo, y desde el comienzo sideral de "You on the run", marcan el camino a fuego con sus voces siempre prisioneras de otros tiempos y sus feedback de peyote. "Doves" podía parecer un single con su indómito carruaje de colores que van y vienen según te vas acercando al sesgo cromatistico de sus reflexiones añejas.

Psicodelia que cuando te topas con el bajo en "Science killer", arropado por unas maracas que te piden la maxima concentración, toma el mando de un grupo que mira siempre atrás para abrir cielos en tierras verdes de iluminación sonora.

"Mission district" son disparos a baja profundidad donde es fácil perderse en la laberíntica conversación de una pertinaz acometida que seduce y provoca peligros. Me gustan los teclados de "18 years" y el punto de sitar de "Deer-Ree-Shee" les da más aun un toque de outsider dentro de los parámetros musicales actuales de la música independiente.

Si me dicen sin conocerlos que son un combo setentero me lo creo. Hasta el sonido del disco conserva las formas creativas de ruido y contención, junto a ralladuras como "Never/Ever" donde se dejan llevar por el caos más absoluto.

Una buena forma pues de tentar a la suerte, de recuperar viejos venenos y cabalgar en un viaje hacia la naturaleza primigenia. Angeles negros con sabiduría de rock infeccioso.


2 comentarios:

21st Century Schizoid Man dijo...

¿La Velvet Underground? Ya estoy pinchando enlaces. Genio, Carlos. Un abrazo, crack.

Carlos dijo...

Corre Alex, Corre y sumergete en esta sinergia de ruidos espaciales.....