domingo, 6 de octubre de 2013

THE URDERTONES. "The Undertones" (1979)


1979. En Irlanda dos bandas se rifan el trono punk: Stiff Little Fingers y The Undertones. Estos últimos a diferencia de sus colegas los Fingers, afiladores de slogans y lucha en las barricadas, también pensaban que el punk deberia tener un punto de cachondeo, de hedonismo. Hacemos la revolución, pero me parto de risa cuando me da la gana.

La esencia de The Understones son sus travesuras musicales, su querencia por una especie de power pop punk vitaminado con joyas del calibre de "Teenage kicks", que aparece en este primer larga duración, por siempre un hit de esos que puede con la invansión de la desmemoria.

"The Undertones" es una amalgama de sonoridades que dentro del fenómeno musical donde estaban encuadrados, van un poco más allá, ejerciendo como unos The Who necesitados de pildorazos pop para continuar la fiesta en plena forma.

"Family entertaiment" es rabiosamente melódica y contudente a la vez y "Girls Don't like" es una muestra más de esa rabia contenida que dispara flechas de ardor punk. "Here comes the summer" y sus teclas agotadoras es jarabe para desertar aburrimiento y hastío.

La voz de Feagal Sharkey era todo un portento que rivalizaba con el festival de una banda que con este primer disco se posicionó como uno de mis bandas favoritas de la época. "True confessions" tiene un aire ligeramete underground, minimal,  y "Mars Bars" es punk para saltar barras del bar y beberte el mundo a tragos.

Ni la actitud, ni la estética, les hermanaba con sus primos londinenses, los del imperdible oxidado bajo la marca de Malcom Mcclaren. The Understones, chicos obreros que se fijaban en los Who antes que en Iggy y los Stooges. "Billy's third" es otro perdigonazo acido y contundente y "One way love" es un vacile vibrante para recordar viejos tiempos.

1979. El punk en su apogeo. Los viejos fosiles del rock achicarrados con su ortodoxia cavernaria. La juventud incendiando las calles, y en Irlanda, The Undertones, tomando pintas en un pub pensando en las chicas de sus sueños. Grandes.


2 comentarios:

Johnny dijo...

Qué bueno fue ese primer disco y menudo temazo has puesto, Carlos. Como bien dices, power pop punk vitaminado. Un abrazo.

Carlos dijo...

irrepetibles, la ostia, electrico y siempre emocionantes. Saludos