miércoles, 17 de agosto de 2011

LA INVASION DE LOS ULTRACUERPOS. ¡QUE VIENE EL PAPA!


Madrid está invadida. Desde hace una semana, por todos los barrios, calles, bares, locales y metros, jóvenes ataviados con colores que van del amarillo, al azul, pasando por el verde desesperanza, han inundando las rues acallando nuestros espacios, llenando la ciudad de una salubridad aria.

Todos juntos, venidos por la llamada del santo sacerdote que militó en el ejercito de Adolf Hitler, se pasean por nuestros parques asustando a los niños, esparciando de porquerias nuestras aceras. Hoy venia de trabajar, y 300 de ellos me impedian el paso. Esperaban a la entrada del bar donde a veces me tomo una cerveza, eso que han llamado por aqui el menu del peregrino.

Si, y es que durante esta semana Madrid es suyo. En bares y restaurantes pagan una miseria por comer, (más de 2500 establecimientos a su servicio), colegios, universidades, centros culturales, han abierto sus puertas para que los siervos de su señor puedan descansar, puedan dejar el hacha del relicario, junto a la bomba de neutrones de su biblia que tanto mal ha causado.

Madrid no es Madrid. Si viajar en el metro cuesta 1,50 euros, los niños higiénicos pasan por 50 céntimos. Tropiezo con ellos por mi barrio, los sufro cuando voy al trabajo. Cuando el Papa nazi venga a sermonear sobre los beneficios del catolicismo, la ciudad estará tomada. Estado de sitio para el corazón, la guerra santa de los misioneros de la sinrazón ha empezado.

Me rio del estado laico donde dicen que vivo. Aquí mandan las cruces, el Estado subvenciona a los curas que permiten a los pederastas retiros en playas llenas de muchachos a su servicio. Africa se desangra de hambre. Los niños mueren cada dia. No llega noticias del salvador. Aqui hay un menu de 6 euros para que las juventudes católicas puedan rezar mientras su fe se traduce en absolutismo.

No folles, ni pienses mal, el aborto es un pecado y el preservativo es un instrumento de Satan. Las aldeas de Somalia esperan su provisión de anticonceptivos para que no nazcan más muertos vivientes. El Vaticano lo ha prohibido. Mensaje de Dios,la fe mueve montañas: o eres un borrego de Cristo o el relativismo moral dañará tu mente.

Madrid es una pocilga, me da asco vivir aqui esta semana repleta de banderas y canciones bendiciendo al Papa que durante muchos años fue el policia de la fe, el que quema libros, heredero de los que antiguamente negaban sobre la redondez de la Tierra.

El Estado calla. 50 millones de euros de gasto público. Los católicos se reconfortan por la visita de su Pestidad. ¿Porque no se van todos al Vaticano y nos dejan vivir en paz?

Esta tarde ire al bar donde me tomo las cervezas, ese que esta junto a la acera donde esta tarde he pisoteado a varios de estos nenufares podridos, y pediré un menu de persona, alguna tapa sin cruz, un agua sin bendecir, y le explicaré a mi hijo de 3 años y medio donde anida el mal.

Todos igual, sus gorras y sus cruces, sus cantos y sus plegarias. Nada ha cambiado. Las cruzadas continuan. Los cruzados siguen con sus espadas dispuestas a dilapidar nuestra conciencia de libertad.

¿Estos camisas marrones modernos sentirán lo que siento cuando me emociono? ¿Cuando el desgarro interno hace que palidezca la luna cuando me alegro? ¿Cuando pongo una canción y eyaculo electricidad? ¿Cuando compongo un poema y me siento un alcatraz? ¿Cuando dejo correr libremente a mi persona por los campos de la expansión animica para encontrar otros sosias del sentir?

No, estoy seguro que no. Ellos son los Ultracuerpos. Vienen a acabar con nosotros, se llenan la boca de santidad pero escupen al extraño, rezan, pero si les habla de la magia de los cuerpos piensan en la lobotomia de su Señor. No, ellos no son de este mundo.

Han llamado a estar jornadas las Jornadas de la Juventud. ¿Qué juventud es esta? ¿A quien representa? ¿En que época viven? ¿Llegan a fin de mes? ¿Tienen trabajo? ¿Sufren por no tener comida? ¿Palidecen ante las injusticias de la vida?

No, seguro que no. Ellos no son de aqui, nunca seran mi hermanos, ni podré contarles un cuento, tampoco me gustaria que mi hijo se juntará con esta secta que tanto mal a causado al mundo de la libertad.

Madrid es un hormiguero donde han construido confesionarios al lado del parque donde cagan las palomas, donde 50 creyentes en silencio oran como los locos del Islam para alcanzar la paz divina, donde los retretes estan llenos de mensajes como "Jesus te ama" o "Mata al abortista", en vez de "Lucia haría un perfume con el eco de tus besos" o "Este sistema que apaga la luz al que no tiene, merece la lucha eterna".

Madrid no es Madrid, me dan ganas de quedarme en casa hasta el domingo que viene, cuando estos barbaros partiran a sus paises pare seguir con sus vidas de mierda, y ponerme sin parar "La semilla del Diablo", para contraponer tanta luz celestial algo de mala leche.

LLevo enfadado desde que los vi cuando vine de Francia el domingo y el avion apestaba a agua podrida bendecida por el pis de todos los sacerdotes del orbe. Me enfado en el metro, en casa cuando veo que el vecino pone una bandera vaticana;la misma que representa a los que no hace mucho vendian niños al por mayor y colaboraban con el holocausto franquista.

Si bien Madrid ya no es el que conoci cuando era pequeño, todavia quedan reductos donde perderte, donde hallar algo sosiego. Ahora no existen islas redentoras. Todo es un enorme campo de concentración de jovenes cristianos con el miedo en sus miradas, atemorizados por su cruz que les hace vivir de espaldas a la vida.

El Papa nazi se acerca, y sus legiones que son mil, ya estan con nosotros, usurpando nuestros pasos, cercenando nuestro aire, acabando con el oxigeno de las rosas estranguladas por tando dolor cristiano.

No ire al centro esta semana, si me los encuentro por las aceras los apartare a patadas, luego leere un libro de poesia, hablaré de la magia a mi hijo, y me tomaré una cerveza en el bar de mi barrio. Pedire al camarero que me habilite una mesa en el servicio. Alli podre quizas desembarazarme de esta invasión criminal y cuando se acerquen podre vomitar a gusto sin molestar a nadie.

9 comentarios:

elojodelnavegadorsolitario.org dijo...

Como transmites, por momentos he sentido tu angustia, estos días la plaga ha sido estatal, es cómo la invasión de los muertos vivientes, zombis que siguen al Nosferatu malo.

Carlos dijo...

Ultimas noticias sobre el ataque invasor:
Aparte de los beneficios en el transporte, en el alojamiento, en los cines, y en los restaurantes, los peregrinos tienen sanidad gratuita y postestad para rezar en calle ocasionando molestias auditivas y de espacio a la gente de bien. Seguiremos contando la tropelia de estos sadicos del alma.

PD. Discos Pensados no será campo para que los flageladores del sentido comun, usen la libertad de expresión para denostar y multiplicar su sentido tan particular de la culpa y de odio.Que recen. que recen mientras nosotros afilamos nuestras palabras guadaña.....

darklord dijo...

Si sres., el mal amarillo y clanco está entre todos. Aquí por el sur del sur (Argentina)está bolsa de zoretes medievalistas también fueron cómplices de las peores dictaduras,aconsejando sobre la forma más cristiana de matar (incluso robar bebés, como es de público conocimiento). Como dice uno de los grandes pensadores del psicoanñalisis actuales, la peor perversión es la rectitud...es la de aquellos que se erigen en autoridad. En este caso la autoridad que determina de que está permitido gozar y de que no. Encima de todo, los estados cada vez toman másde este brebaje pútrido y pestilente, bajo la forma de tolerancia, la misma que estos perversos pregonan. No se si quedó claro, pero detesto tanto a estos iluminados, que prefiero la oscuridad lacerante e infinita del Mal...mucho menos hipócrita. Saludos desde Argentina

Carlos dijo...

Firmo todo lo que dices amigo darklord. Siempre el Mal como simbolo de la rebelión a los establecido, como arma contra la intolerancia de todos los tiempos, es por lo menos más simpatico que esta tropelia que estamos viviendo. Te añodo a mi lista de blogs amigos.

David Garcia dijo...

Vaya, me has ahorrado escribir un post sobre todo lo que estoy viviendo en este Madrid "bendito/maldito" durante estos días, pues describes perfectamente la angustia que se ha apoderado de los madrileños laicos (y no laicos con algo de conciencia y cordura) estos días.

Carlos dijo...

Pues si amigo David. Esto no tiene nombre. Es una autentica paranoia, un mal sueño que ya dura demasiado, un ataque a la libertad del individuo. Cuando el domingo partan las cucarachas malditas, haremos recuento de todo el aire que nos han usurpado estos adalides de la fe suprema

Steppenwolf dijo...

Ya lo dijo Jesucristo, dejad que los niños se acerquen a mi, y el Vaticano en pleno se lo ha tomado al pie de la letra.
Conozco algo el tinglao, hay ovejas alienadas y lobos sin escrupulos, les importa un pijo si existe dios, manipulación, dinero, perversiones sexuales gratis (la justicia no entra en los delitos de la iglesia). Vaya banda

Llayma dijo...

y si además
los hoteleros y los de los campings reclamaran la competencia desleal que alojó gratuitamente a potenciales clientes.

y si de los 160 millones de euros que dice la cámara de comercio que ingresaron, pagaran la factura completa del servicio de transporte

y si las empresas patrocinadoras devolvieran los beneficios fiscales (que al final resulta que hemos patrocinado todos)

y si los ayuntamientos del sur de Madrid compraran al mes esos 600mil abonos a precios de risa y los revendieran a sus vecinos (hasta podría obtener beneficios)

y si los bares y restoranes de Madrid continuaran ofreciendo esos menús de 6 euros (seguro que incrementarían las ventas)

y si
¿algún día nos despertáramos y estuviéramos en un mundo mejor?

Carlos dijo...

Discos Pensados, no será vehiculo para que los cochambrosos y malnacidos cristianazis, dejen su hedor entre los comentarios de amigos y gente de bien. Aqui no los queremos. Sigan su camino hacia su Señor, y pudrasen en el cielo. No nos molesten pues.