Buscando canciones, sensaciones pasadas, sorpresas que me espanten, escarbando en surcos musicales, arañando hojas donde encontrar volcanes que me invadan, hechizado como cuando desde crío supe que la música siempre me acompañaría....

lunes, 30 de abril de 2012

JONNY GREENWOOD. "Norwegian wood" (2011)


De los literatos que en los ultimos años más me han impactado, el japonés Haruki Murakami ha sido quizás el que se lleve la palma. Libros como "La caza del carnero salvaje", "El fin del mundo y un despiadado pais de las maravillas", o "Kafka en la orilla", son solo algunos de los indispensables titulos de un autor que ha sabido ejecutar con maestria argumentos que entrecruzan la realidad y lo insólito, por medio de personajes (muchos de ellos jóvenes) perdidos en busca del hilo de Ariadna de la existencia.

En casi todos sus libros Murakami introduce pistas musicales de sus preferencias y obsesiones, (jazz, indie,etc.). La modernidad y la tradición de su pais rebosan en cada linea de Murakami, siendo este ideario el arma principal que posee para embaucarnos con sus historias tan envolventes.

"Tokio blues"  fue una de sus obras más vendidas. En ella, en un contexto histórico (finales de los años sesenta) de rebeldia hacia lo establecido, Murakami nos habla de Toru, joven estudiante que navega entre dos amores  mientras Japón esta siendo victima de un maremoto de vaivenes sociopoliticos. Quizás a mi modo de ver no es su obra más redonda (le prefiero cuando lo irreal campa sobre la monotonia de los dias), pero es la excusa para un bonita recreación filmica, de la cual el Radiohead, Jonny Greenwood se encargó de la BSO.

El título de la peli hace alusión a una canción de los Lennon y McCartney favorita del protagonista del libro. Greenwood consigue una fantasia colosal sinfónica, acompañado de la BBC Concert Orchestra, rezumando melancolia y tristeza a raudales. "Mou Sukoski Jibun..." o "Sougen, Kaze, Zoukibayashi" son toda una invitación a volar petalos de éter.

Y si a esto unes tres tracks compuestos por el grupo de krautrock de los setenta Can, ("Mary, Mary son contraire", "Bring me coffee or tea", y "Don't turn thel light..") donde con un desarrollo entre psicodelico, lirico y añejo, Greenwood casa a la perfección los violines y el decorado marchito de las relaciones personales que van y vienen, con las guitarras electricas que hablan desde tonalidades ambar y amorosamente desquiciante.

El resto del album es todo una incitación para los que aun no han visionado la pelicula para penetrar en la vida de unos personajes que bien pudieramos interpretar cualquiera de nosotros. Literatura musicada para tiempos dificiles pues.



sábado, 28 de abril de 2012

FANTOMAS. "The Director's Cut" (2001)



Mike Patton es la ostia. No sólo por ser lider de Faith No More, y de dirigir projectos tan interesantes como Tomahaw, o la de conducir una de las label más iconoclastas de los ultimos años, Ipecac Recordings, donde da cabida y tienen hueco todas las obsesiones de este prolífico creador, autor, inspirador y conspirador de sendas poco transitadas.

Gentes como Hella, Dalek, Young Gods, Isis, han acudido al hogar de Patton para que el taumaturgo les diese a beber de la pócima secreta de los extraño, de lo extremo, de lo envolvente, de lo no usual. Fantomas es una más de las locuras de Patton, y aquí está acompañado ni mas ni menos por gente tan "poco" conocida como Dave Lombardo (Slayer) , Buzz Osborne (Melvins)  o Trevor Dunn (Melvins) . Para temblar tios, para temblar.

Este "The Director's Cut" es ni más ni menos que una colección de versiones de música de cine, que Patton lleva a su manera, con locuras de doom metal y arreglos orquestales, con bajones de jazz oscuro y escarpadas guitarras que son como guillotinas que se recrean con la garganta infame de este tipo tan peligroso.

¿Qué decir de la versión de "The Godfather" (El padrino) que da comienzo a esta biblia negra del metal más extraño, puro y corrosivo que te puedes encontrar? Su comienzo es como el de la peli, pero al poco, el vals italiano de la mafia se ve corrompido por el metal extremo que joder, te noquea al instante. Mafia Metal que dispara balas de brutez salvaje.

"Experiment in terror" me recuerda a Barry Adamson y sus bandas sonoras fabricadas para noches de miedos y carmín. "Der Golem", es como escuchar a Swans violando a Today is the Day. Post-metal de cavernas, visceral, atroz, terrorífico. Gritos y más gritos, espanto y esputo, carcajadas y momias espectrales recorriendo callejones oscuros y abandonados.

"One step beyond" también acojona, con su fantasmal espanto, black metal para conservatorios de manicomio. Luego va y se sacan de la manga un vacile macarronico de Morricone, "Investigation of a citizen above suspicion", sesentera y también, como no, demoniaca.

Y el órgano de "Charade" donde deja que la voz de Patton sea el instrumento más valioso para volver a visionar un film noir, con la visión tan terrorista de este destructor de convecionalismos. El infrajazz, llega con "Spider baby" de una comedia de terror de los años 60, pura decadencia negra.

Pega tambien como no, con todo esre ambiente florido, primaveral, amoroso de este "disco de baladas", "Henry portrait of a serial killer", de la peli del mismo nombre. Aqui las guitarra suena a tormenta y a mil rayos, a galimatias expansivo repleto de miasmas y misas de catacumbas. Y como no, una de mis series favoritas, Twin Peaks, tiene su espacio aquí con "Twin Peaks: Fire walk with me".

Y para los putos católicos, dos recomendaciones: "The Omen: Ave Satan" , de "La Profecia" con Gregory Peck, y como no, "Rosemary's baby", de "La semilla del diablo". Dos bonitos cantos floridos y tiernos, para torpedear bien a fondo a toda la Iglesia, y para festejar con Patton nuestro ateismo militante.

Dicen que este "The Director's cut" se vendió como churros entre los seguidores indies mas exigentes. No me extraña. Sus 16 versiones son una de mas mejores maneras de acercarte al orbe de este genio que no se deja llevar por nadie y que hace de lo extremo algo fácil, tarareable, como cuando el hijo de Satán nace, y nosotros, viles pecadores, le regalamos muñecos de vudú con formas de obispos, curas y demas prole malnacida, para que la justicia sea algo más que divina. Ave Satan Patton.


jueves, 26 de abril de 2012

PRESIDENTS OF THE UNITED STATES OF AMERICA. "Presidents of the United States of America" (1995)


Recuperamos un viejo disco de una banda con un nombre superlargo que tuvo su momento de gloria indie con la edición de esta producción homónima, ganadora de un grammy indie, y que es una pequeña obra sin pretensiones pero repleta de guiños a lo que se oía y degustaba en aquellos iniciales y añorantes años 90.

Nacieron en Seattle y por tanto podemos decir que todo el empuje del movimiento grunge, les dió pistoletazo de salida para comenzar una carrera no excesivamente larga y que tuvo en este cd su máximo apogeo. La gatuna "Kitty" es el comienzo de esta calentura de rock grungero. Tiene aires funkies y rock trotón vacilón. No esta mal.

"Feather pluckn" tiene un halo campestre que mola y no irrita y con "Lump" dieron en la diana consiguiendo estar en listas, anuncios televisivos, clips por doquier, etc, etc. Himno para teenagers con ideas rudimentarias en esto de la música para influir en los estados de ánimo.

Presidents of the United States of America no me provocaron en la época que nacieron más que indeferencia. Estaba entusiasmado con Pixies, Sonic Youth, Dinosaur Jr, y demas gamberos de la época. Tampoco los cambio ahora despues de tantos años. Su propuesta no está mal para pasar un rato, pero pronto será olvidable.

Aun asi, señalo temas tan ritmicos y bien estructurados como "Boll Weevil", o "Peaches" donde se lo pasan bien con su rock sin pulsión pero con tics asegurados para llevarlos de vez en cuando en tu reproductor particular de orejas.  Curiosa banda pues que no se comieron nada, que vendieron como churros y que pronto pasaron a la historia. Otra más pues para el arcón de los recuerdos sonoros del ayer lejano.


martes, 24 de abril de 2012

ICEAGE. "New Brigade" (2011)



¿Un terremoto? ¿Un volcán salvaje a punto de estallar miriadas de dinamita? ¿La enésima vuelta del punk? Todo esto y mucho más son estos daneses con nombre de hielo, que la verdad me han dejado petrificado. Lo suyo es mala leche, balas, bilis, histeria y canciones cortas que rajan como cuchillas.

"New Brigade" es un resumen bien definido del punk en todas sus vertientes. La "Intro" marca las pinturas de guerra en la cara de la calle, y "White Rune" es la encargada de hacernos girar nuestras mentes a finales de los 70, con una pedazo de cartucho de art-punk descosido y violento, cargado de estruendo, poseído por mil pesadillas.

La que titula el cd es punk escupitajo a ras de suelo, y "Remember" es una oda a un paraíso donde Buzzcoks se dan la mano con The Fall. Luego te pones los iniciales tambores de "Rotting Heighs" cargada de átomos pendencieros,y que en "Total Drench" se convierten en un pogo visceral para demoler toda esta puta sociedad que nos agota y nos mutila, y notas que tus pies no quieren más que devanar los sesos de paredes y formalismos cretinos.

"Broken bone" es rebelión con melodía de ratones mugrientos, y "Collapse" es como un avisponazo sofocador de música para cargarse el ambiente, para llenarlo de arsénico y drogas duras para el oído. En "Eyes" me engatusan con un aire Wire pasado de rosca, y el minuto y poco de "Count me in" recupera los mejores momentos de los Dead Kennedys.

¿Se puede pedir más? Sí, más lps como este pedazo de mordisco que es pura sangre nueva; salvaje, indomable, deplorando las buenas costumbres, asfixiándonos con una brutalidad nada matizada, y si cargada de motivos para quemar un par de coches y silbar proclamas revolucionarias.



sábado, 21 de abril de 2012

QUIMI PORTET. "Viatge a Montserrat" (2009)


Quimi Portet, por todos conocido por ser el otro miembro de El Ultimo de la Fila, poco tiene que ver en su carrera en solitario con la producción musical de Manolo García. Si éste siempre se ha esforzado vanamente en perpetuar el espíritu de El Ultimo de la Fila con el único propósito de llevarse ranking de ventas, Portet ha dejado desde el principio bien a las claras que lo suyo es artesania, canción de autor arriesgada, pop con toques de disolvente.

"Viatge a Montserrat" está dedicado al música catalán Adrià Puntí, y por este barco aereo nos podemos encontrar con gente tan afin a Portet como Albert Pla, notándose en todo el cd la influencia de ese mago de lo irreverente que se hace llamar Sisa.

En este septimo disco del ex-ultimo, nos hallamos con una cocina estilística variada, aliñada con cariño, a punto de cocción perfecto para no llegar a ser glotones y si sibaritas de lo bello. La instrumental western "Música per a cremar autobusos" es el pistoletazo de salida que da paso a "Canço ingravida", pop pulido y bien arregladito que cede a Pla en "Homes i dones del cap dret" un pedazito de vela viajera.

Me gustan como suena la guitarra en temas como "Sabadell", algo asi como una reintepretación local y amateur de Cure, o "Dorm", donde parecen los Durrutti Column del Ampurdán.

Lo dicho pues, nada que ver con el otro compañero de viaje en EL Ultimo de la Fila. Portet destila dedicación y honestidad, raciones de alegria y compromiso con el buen hacer. Recomendable.


jueves, 19 de abril de 2012

PAAVOHARJU. "Laulu laakson kukista" (2008)

Son fineses,si de Finlandia, y llevan un rollo de cristianismo ascético, angeles drogados con la idea de la salvación, éter embriagador que salta letanías. Ya sólo con esta primera información  no cabe duda que el interés se me despierta por estos Paavoharju.

Si luego abres las "sagradas" letras de su "Laulu laakson kukista" y te encuentras una bizarria de querubines dolidos, de voces que suben hasta el infinito, de una instrumentación de juguete, de cuento de hadas, de hielo carbonizado en el deseo, ya no te queda otra que caer rendido en este enjambre de sonidos acariciadores, de ensueño.

Paavoharju es una recreación de seudofolk litúrgico esparciendo a raudales ondas que transpiran ecos de Mum y Sigur Ros. Este "Laulu..." es el segundo largo de los marcianos  y llevo toda la semana disfrutando de él como quien encuentra un tesoro bajo un tonelada de fardos. "Pimeänkarkerlo", para empezar, es una manada de querubines en medio de una tormenta.

"Kevätrumpu" es una electrónica y venusiana palpitación que arregla todo los desaguisados producidos en los últimos años por la ya aburrida y pedande Bjork. "Tuoksu tarttuu meihin" con sus violines y su piano llevando a los coros a un retablo de artesanía sideral. De encantamineto estas melodías de dibujos animados, estos mares rugosos, icebergs de almuerzos crónicos.

Y que me dices de la colosal "Italialaisella laivalla" donde la máxima expresión artística recae en la voz, motor, onda expansiva que te dejará perplejo, preparado para que en "Uskallan", con voz de bebe incluido, alcancen el culmen con una épica alegre, con un montón de escenas para huir del horror cotidiano que nos ha tocado malvivir.

Desde Finlandia pues un buen espasmo de locura, una inimaginable incontención que me esta volviendo majara. A disfrutar toca pues.



martes, 17 de abril de 2012

ETIENNE DAHO. "Monsieur Daho" (2011)

Etienne Daho es uno de los chanteurs preferidos de mi compañera de viaje. Yo, que me he acercado a la música de su país gracias a Dominique A, Experience, Alan Bashung, Leo Ferré y otros solistas y grupos cuya lista ocuparía líneas y líneas, siempre he oído a Daho con bastante distancia, sin haber profundizado demasiado en una carrera de 30 años sobre el escenario.

Verdadera estrella pop en Francia, este recopilatorio es una manera estupenda de resumir una dilatada vida de artista, y hace que con este buen puñado de canciones me ponga al día de este geniecillo brillante menos conocido por estos lares que Biolay, pero mejor hacedor de melodias que aquel.

Y es que un personaje que ha salido indemne de los 80 y los 90, y que aun continue en la brecha, es todo un síntoma de la salud musical de este gentlemen galo. En estas 40 canciones que nos ofrece como señuelo para los no aun iniciados y como recordatorio para los que le siguen desde hace tantos años, Daho ofrece los distintos trajes que ha ido vistiendo desde sus inicios contando con colaboraciones de todo tipo de pelaje.

Asi nos hallamos en "If" a Charlotte Gainsburg, pizpireta y sensual, a duo de seda y candor; Jacques Dutronc, grave y solemne en "Tous les goûts sont dans ma nature"; "So sad" con la dama de la chanson Francoise Hardy o "Les lions d'Eros" con Faithfull de compañera de micrófono, por destacar una cuantas de las gemas que ha contado Daho con sus amigos.

Aparte de estos convites, "Monsieur Hire" es tambien un mosaico donde comprobamos la capacidad cameleónica de Daho: baladista en "Les pluies chaudes de l'été", brasileiro en "La Baie", hedonista en "Au commencement", hacedor de himnos pop imperecederos con "Cet air étrange" o roquero en "Il ne dire pas".

Y asi hasta 40 tracks. Reconociendo que mis gustos personales van más por los nombres citados al principio del artículo, seria una injusticia pasar de lado por este delicado orfebre pop que tanto gusta a mi parienta y que tan gratamente me ha sorprendido en este doble cd. Va por ella pues este artículo y para todos los que amamos las radiaciones que nos vienen del otro lado de la frontera.

domingo, 15 de abril de 2012

LEILA. "Courtesy of choice" (2000)


Menudo tostón. Si, la verdad es que desconozco el porque ha existido tanta cantidad de elegías, de panegíricos a esta banda que se llevó todos los parabienes de la crítica mas sesudas, acostumbrados a alfombrarnos el camino de lo que debemos de escuchar.

"Courtesy of choice" es un popurri de melaza electrónica sin chicha alguna, un batiburrillo de downtempo de psiquiatrico de gatos, una perfidia para el oido. Y es que este"Courtesy of choice" me ha producido un espasmos de aburrimiento como hacia tiempo no me habia sucedido.

Me gusta el triphop,Boards of Canada, las propuestas sobre todo iniciales de Tricky y los vapores noctámbulos de Portishead. Me gusta le electrónica inquieta y envolvente. Pero es que esto de Leila no me entra por ninguno de los poros auditivos sensibles que creo que aun tengo.

La ex-teclista de Bjork que comanda este experimento tan desfasado, es la encargada de este cajón desastre donde aparecen ecos de jazz sin sustancias, de funk bajo minimos, y de r&b de rebajas al por mayor. "Work", "Be clowns", o "Differente times" son vacuos ejemplo de lo que digo.

"Courtesy of choice" es por lo tanto y bajo mi modesta opinión un querer y no poder, una concatenación de ideas que salen como un puzzle desgraciado en la formación de un paisaje que pueda definir sin sonrojo los avances ultimos de la electrónica y sus ramajes colaterales.

No he oido nada mas de ellos. Tampoco me quedan ganas. Hay pongo un clip para definir mi perorata. Sin palabras pues.

miércoles, 11 de abril de 2012

MINUS THE BEAR. "Highly refined pirates" (2002)


Esta gente que viene de Seattle me producen sentimientos encontrados tras la escucha de este su primer largo (sin contar sus dos primeros ep's) "Highly refined pirates". Por una parte me encuentro con cosas como "Absinthe party at the fly honey warehouse", donde parten desde coordenadas del math-rock para entrar en el indie con gracia y bastante elegancia.

En otras ocasiones como en la inicial "Thanks for the killer game of crisco twiter", me recuerdan sin mucha gracia a gente como Death cab for the cutie, pero sin la gracia de estos. Para que vuelva a cambiar mi opinión me tengo que poner "Hey wanna throw up", donde ganan enteros con sus ritmos sincopados, sus paradas sin avisar, sus ruidos heterogéneos.

La verdad es que me siento raros con ellos. Es como si no supusien en este primerizo trabajo el sendero a recorrer. Volcarse hacia la intransigencia o dejarse llevar por el magma involutivo de lo ya consabido. Quizás hay radique su gracia. Por eso me parece que la lenta "We are not a football team" aunque nada inventa tiene algo que la verdad que funciona.

"Sprinz!! Sprinz!!", en una especie de medio himno para una discoteca atípica de baterias y guitarras combativas que se van creciendo a cada paso ritmico de la canción. Sí, me parece que voy a darles un voto de confianza; la balanza cae a su favor cuando tras unas cuantas escuchas más noto como "Women we haven't met jet" enarbolan su pulsión de indie agitada y notable que les queda bastante bien.

Sólo espero algo de ellos en futuras escuchas de sus posteriores trabajos. Que se dejen de llevar por la corriente, que no pongan el freno, que se alejen de lo indie y que abracen conceptos alejados de tanto sonido cotidiano. De momento, me han convencido, aunque sigo con mis razonables dudas.


lunes, 9 de abril de 2012

BRAD MEHLDAU, KEVIN HAYS & PATRICK ZIMMERLI. "Modern music" (2011)


Serenidad. Tras unas cuantas escuchas de guante blanco de este disco de Mehldau, grabado mano a mano junto a Kevin Hays y Patrick Zimmerli, serenidad es la palabra que viene a mi cabeza-mano-escritura para definir este dialogo de teclas y más teclas, urgando en el clasicismo para rellenarn osde gozosos sonidos que la verdad son todo un comfort repleto de delicadeza.

Comenzamos pues a disfrutar con "Crazy quilt", espejo donde se reflejan de una manera fabulosa las artes musicales de estos duendes del piano, insuflando al instrumento un alma, un sentir, que de verdad es toda una medicina para el espíritu.

"Generatrix" es lírica hasta la dulce desesperación, y "Celtic folk melody" es un laberinto de pálpitos silenciosos que aparecen y desaparecen, que vienen y se van como el inicio del día: despacio, sin ruido, asi, en poco más de dos minutos.

Las formas compositivas del minimalismo comandadas por Reich y Glass aparecen en "Music for 18 musicians", tema de Reich llevado aquí a una demesura repetitiva repleta de floresta salvaje, de dulce ambrosía. "Lonely woman", de Ornette Coleman es todo un zigzag desarrapado, complejo y visceral, pero también sentido y sin aristas.

Mi favorita, "Elegía", donde Kevin Hays desenfunda una buena docena de rosas corazones para completar el figrorífico sentimental de nuestras visceras interiores. Asi pues otra colección más de gemas para pintar la primavera que nos poseé. Lirismo, piano jazz, melancolía, belleza.....

miércoles, 4 de abril de 2012

MENOMENA. "Mines" (2010)


Mi primera aproximación al universo de este trio formado por Brent Knopf, Dannny Seim y Justin Harris, no ha podido ser más gozosa. Me tienen descolocado desde que me he propuesto hallar en la inicial "Queen black acid" algun señuelo dejado adrede para reinventar de nuevo a Mercury Rev.

"Taos" tira más a TV on the radio, soul inflamado y épica a granel para gaznetes espabilados y tensos. Pero lo mio son esas composiones pop tan afectadas y quimericas como "Killeman" atravesadas por pianos o por guitarras leves que aupan la canción, que hacen de Menomena algo asi como un combo de post rock tarareable, hecho indie a la fuerza del tiempo.

"Dirty Cartoons" cabalga por un susto de juguete, infantil y a la vez peligrosa, tensa y con un bajo convicente, pero rodeada de indie pistas bien puestas en su sitio. El comienzo de "Tithe" parece un congreso de hormigas diambulando por un bosque repleto de peligros enguillidores. A lo lejos un zigzag guitarrero, cerca, muy cerca, una muy buena canción.

Dicen por ahi que sus antiguos trabajos "I am the fun blame monsters" tiraban más por lo experimental. Tendré que hacerme rapido con ellos. Yo, me pongo "BOTE", con su saxo y piano al unísono, congeniando y sin recelos, y les doy mi enhorabuena por haber compuesto un destacable album.

Quizás los 90 esten presentes en este combo. Sus forma de componer les aleja de la normalidad imperante, y las caidas sin red que hacen no son más que motivos de aplaudir. Menomena pues, otros tipos orates a seguir para despitar al hombre del aburrimiento. Estos tipos son grandes.

lunes, 2 de abril de 2012

LOS EVANGELISTAS. "Homenaje a Enrique Morente" (2012)


Mis tres últimas adquisiciones musicales han venido del Sur. Los importantes trabajos de Sr. Chinarro, Grupo de Expertos Solynieve y  Los Evangelistas. 3 pedazos de discos donde quizás me quedo con éste último casi empatado a puntos con la fanfarria colosal de Luque y sus chinarros.

Los Evangelistas, formados entre otros por Antonio Arias y Jota Planetas, quienes se reunieron para girar en homenaje al fallecimiento del maestro, es el punto ideal para continuar con el mito de "Omega" . La verdad es que hubiera flipado el cantaor con el duende de esta docena de canciones que recuperan el alma del flamenco con andanadas características de los grupos madre pero con un respeto y una magia hacia el jefe, que la verdad es para quitarse el sombrero.

"Homenaje a Enrique Morente" es un trance psicodélico flamenco que te dejará absorto, que define a la perfección el cariño de los músicos hacia ese monstruo de las tablas que hizo que el flamenco se enlutará de por vida, creo yo.

El homenaje comienza con "Gloria" de Fray Luis de León versus Morente, que Antonio Arias se encarga de encapsular como una futurista eyaculación de los Lagartija meteorito incluido. El relevo se lo pasa Arias a Jota, y Jota a Arias en "Decadencia", mano a mano, voz sobre voz entonando febrilmente fascinados pasajes de Morente para enmudecerte sin más.

"Serrana de Pepe de la Matrona" podría perfectamente estar en los ultimos trabajos de Los Planetas, con esa predilección de Jota al flamenco, y con esa sabiduria suya para hacerlo tan bien. Arias en "En un sueño viniste", bandurria al ristre en medio de un sofocante ambiente y beneficiado por la superproducción de ex-Killing Joke, Martin Glover, es todo un cohete con firmamentos que descubrir.

Y que decir de la aparición de Carmen Linares en "Delante de mi madre", sollozo y desesperanza, ejerciendo de taumaturga en su "Omega" particular, en medio de la tensión eléctrica que joder, es una tormenta que parece que jamás va a llegar. Sin palabras. Soleá Morente hace sus pinitos superlativos en "Yo poeta decadente" machadiano veneno quijotesco y canalla que es mejor oir. Las palabras se quedan cortas.

Mi favorita el track 8, "La estrella", también con Soleá, es un desgarrador dibujo en medio del vacio, es un grito imposible de parar, es la viga del mundo carcomida por los señuelos del tiempo, es el arte convertido en necesidad para el escudo que nos haga un poco mejores. Si, es puto arte, un pedazo de mordisco que deja a todas las huestes indielelas en pañales. "La estrella" me estremece cada vez que la pongo, me deja ahito, convertido en un auditorio de palmas que se rallan con el tonelaje electrico de una banda que tiene en mente sacudirnos sin piedad.

"El loco" es planetitis aguda aflamencada por Arias y su garganta tan generosa en esfuerzos y combates.  Y seria injusto olvidar el monumental trabajo de Florent Muñoz a la guitarra y Eric Jiménez a los tambores. Con ellos la bomba suena todavia más peligrosa.

Ahora, en tiempo de semanas santas, esperando lluvias y granizadas por el bien del campo y para que los demonios nazarenos no asusten a los chiquillos que dejan despavoridos el balón por las sombras diabólicas de los de la túnica, toca ponerse "Homenaje a Enrique Morente" a todas horas, mañana, tarde y noche, porque el maestro se merece la lección de sus alumnos, y nosotros, pobres escrutadores de realidades efimeras, nos merecemos regalos tan espaciales como este estruendo sin fin.