Buscando canciones, sensaciones pasadas, sorpresas que me espanten, escarbando en surcos musicales, arañando hojas donde encontrar volcanes que me invadan, hechizado como cuando desde crío supe que la música siempre me acompañaría....

lunes, 31 de enero de 2011

BORN RUFFIANS. "Say it" (2010)


A estos chicos de Canada los conocí por un video de su anterior album, "Red, yellow, blue", donde me impresiono esa sucesión galvánica de electricidad que se apelotonaba en una trinchera lofi con ese espiritu primitivo de los primeros Pavement.

"Say it" es su ultimo larga duración, y la verdad es que el grupo merece la pena. El trio sabe crear canciones que se llenan de vitores y que encienden rápido la mecha, como "Oh man", junto a experimentos mas o menos especulativos como "Retard canard".

Rusty Santos, (productor de Animal Collective), es quien se ha encargado de que este "Say it", sea todo un apetitoso dulce de pop envenenado. Y eso que no es un conjunto de temas complacientes los que oimos. Tardamos en entrar en este cachondeo onírico que crean, pero que sobre todo la voz de Luke Lalonde, con sus continuos giros gallinazeos, les hace que sean una banda a seguir.

"Higher & higher" tiene un aire a Destroyer, y el saxo que nos topamos en "Come back",les hace parecer unos vagabundos de pubs desiertos de publico. Pero cuando realmente me impactan es en barrabasadas como "Nova-leight", donde se ponen de acuerdo las guitarras para espantarnos con gusto y ardor.

Estos rufianes saben salirse del tiesto y "Say it" consigue hacerse un hueco entre esa cantidad enorme de discos que podemos y debemos descubrir.

viernes, 28 de enero de 2011

ANTONIO ARIAS. "Multiverso" (2009)


El Año Internacional de la Astronomia, fue la excusa perfecta para que Antonio Arias, cabeza pensante de Lagartija Nick, nos regalara este pedazo de disco, donde la ciencia, la fisica y la astronomia crean un colapso bello de estampas estelares.

Desde siempre Arias ha sentido una especial predilección por la ciencia. Hasta dedico uno de sus trabajos de Lagartija Nick a ese extraño personaje que fue Val del Omar, cineasta y poeta granadino, atrapado por espirales de gusanos espacios temporales. El astrónomo Jose Antonio Caballero fue uno de los que le animaron a la elaboración de "Multiverso".

Y la verdad es que la unión de musica-poemas-ciencia, es redonda. "Multiverso" no es un trabajo más de los imprescindibles Lagartija Nick, Arias ha querido dotar su habitual aficion a la mistica de la fisica con canciones que van de guiños a Sonic Youth, "Astronomia", a himnos emocionales de esos que nos tiene acostumbrados con "El ordenador simula el nacimiento de las estrellas", dando a los temas un algo especial, distinto.

"Desde una estrella" te atrapará a los primeros compases, con ese dejarse llevar,con su tan característica predilección por versear la complejidad haciéndola pasar por el embudo del rock independiente, indefinible. Y que me cuentas de la bella "Miriadas", lírica, cargada de efectividad, que nos hace imaginar un universo donde cada átomo se encarga de dibujar extravagantes formas en el aire del ensimismamiento.

En "Laika", cuenta con la colaboración de J de Los Planetas, amigo y vecino, quien da su particular visión en este telescopio tan abierto a novas que es "Multiverso". Y como olvidarnos de "Génesis", de nuevo meditabundo, tranquilo, funicular hacia el ritmo del confín.

Antonio Arias, uno de los nuestro, uno de los baluartes de la inteligencia musical de aki, inaguró su carrera en solitario a lo grande. Antes de acabar, me gustaria recordar ese pedazo disco que hizo con sus Lagartija y el desaparecido maestro Enrique Morente, "Omega", disco que fusiono el flamenco, con el rock, como nadie antes lo habia hecho, y definiendo a las claras el ideario de un autor inquieto que se unio junto a uno de los grandes para abrirnos nuestras anquilosadas conciencias.

miércoles, 26 de enero de 2011

FLYING SAUCER ATTACK. "Further" (1995)


El termino post-rock, nacido a principio de los 90 para segun muchos, definir la aparición de un grupo, Bark Psycosis, con su eterno "Hex", dio en sus primeros años de vida lo mejor del género.

¿Alguien ha olvidado a Moonshake, Laika, Seefel o estos impresionantes Flying Saucer Attack? Nacidos en Bristol en 1992, y de la mano de David Pearce y Rachel Brook, nos deleitaron con este "Further" y su paseo paisajista, espacial, llenos de ruidos, de mantas, de voces en medio de despustes de distorsión.

Oyendo "Further", parece que te han metido en un cohete hacia los abismos de la máxima experimentación musical, no perdiendo nunca de vista los sentidos, pero dibujando postales de una belleza estremecedora. Y eso que el inicio con "Rainstrorm blues" hace presagiar un viaje a lo mas oscuro de Can.

Pero la enorme maestria de estos musicos les llevo a componer una mole perfecta pero con aristas donde se conjuga la lisergia instrumental, como en "In the light of time" con un delicado y casi folk tratamiento vocal.

Todo "Further" es un viaje para perderse con gusto. El post-rock en su máximo apogeo. La sencillez de "Come and close my eyes", y el paseo lluvioso de "For silence" te dejarán sin excusas para convertirte a su causa. Esos desarrollos que luego serian gestores sin quererlo del shoegazing, esa delicadeza que se enmaraña y que deja paso en "Still point" a un grillado viaje casi psicodélico que te hará padecer una dulce anemia senrorial.

¿Y que me dices de "Here i Am" donde parecen a unos My Bloody Valentine en pleno festival de tristeza? "Further" es eso y mucho más. Es una amalgama de tecnologia del corazón, es como la portada, un destello azul que se te clava en los oidos, un runrun que no cesa, un galimatías que sus trabajos posteriores no pudieron superar (aunque "New Lands" (97) es todo un muy brillante intento de ir más alla).

"Further" es hoy,en 2011, atemporal, visionario, como una ecuación despejada por unos fabricantes de mantras de ruido espolvoreado en el firmamento del space más verde. Todo un gusto volver a oirlo. Todo un gusto volver a excavar en su sima tan misteriosa.

lunes, 24 de enero de 2011

VISTALEGRE. "Vistalegre" (2010)


Siempre me ha parecido encomiable la labor del label catalán Bcore. Desde sus inicios despuntaron en el páramo de los sellos independiente con propuestas interesantes donde el punk-rock se juntaba con el post-hardcore y el emo hacia gracietas al pop.

Grupos como Aina, Maple, Madee, The Unfinished Sympathy, No More Lies (dos de sus componentes forman parte de Vistalegre),Standstill o los incendiarios Nueva Vulcano (lo mejores de todos a mi gusto y aun en funcionamiento) conformaron todo un batallón de musicos agrupados para dar respuesta estatal a ese gran sello norteamericano que se llama Dischord.

Por eso, por todo ese pasado tan interesante, me parece que la aparición de discos como este que comentamos me parece ya abusar del personal. Y sobre todo, lo que he leido por ahi, de que se parecen a Superchunk o que lo suyo es la recuperación del sonido de Chapell Hill.

Bueno, pues yo pienso que no. Que si oimos en sus dias a las bandas comentadas,y a sus padres musicales, digase Sugar, At the drive in, Husker Du, Descendents, etc. etc., la escucha de estos 14 temas, te deja tan frio, que apenas puedes reseñar algo de interes.

"Seasmell" se puede acercar algo al sonido de Superchunk, pero es solo un oasis, que los siguientes intentos no consiguen concretar. Las mismas voces de siempre, la misma producción tan excesivamente bien cuidada, las irupciones de siempre.

Me acuerdo la primera vez que escuche a Fugazi. Me pareció tan fascinante como lo que luego me descubrieron los Shellac años más tarde. Eso es la idea. Peligro, tensión, furia, ritmos que se salgan de los cauces.

Aqui no veo más que otra relleno al pastel del rock acelerado, del punk con melodias, pero sin gancho ni detonación. Por algo los 90 seran irrepetibles. Porque ya muy pocos nos hacen quitarnos el sombrero y rallar los discos de tanta escucha, porque en los tiempos que corren vale todo, y esto cds como este son más de lo mismo.

domingo, 23 de enero de 2011

ROD MODELL. "Incense & black light" (2007)


Rod Modell, productor de musica electrónica y tecno, (también Deepchord), nos regaló este pedazo homenaje a la noche, a la tensión del neón, en un oscuro y denso disco donde desde el inicio con "Aloeswood" nos vemos sumergidos en una espiral de minimalismo tenebroso y efectivo.

Inspirado el disco en una noche en Japón, Modell captura instantáneas de la vida en la urbe, cuando la luz de sol ha dejado paso a los noctámbulos vampiros que pernoctan en los clubs, arañándose la piel en bailes de salón de vértigo. Escucha "Hotel chez moi", casi dub, y claudica al instante.

En "Body sonic" se hace más asequible, más para radiar esqueletos en una discoteca de perdidas sombras chinescas. Como ese sonido de lluvia que en "Cloud over" es el recurso perfecto para fundamentar un buen tratado de electrónica digital.

Pero cuando más me gusta es cuando elabora esas postales de ultratumba como "Temple" donde si ponemos la habitación en negro, nuestra psique se sumerge en un trance cautivador de ondas misteriosas. Si la noche nipona es "Ultraviolet world", ponte a temblar ya, a cuidarte de los vaivenes de las luces de la city cuando el exceso comanda tu voluntad.

La hora que dura "Incense & blacklight", es un tour de force que enseña rapido sus garras, que hace que la música elaborada para los clubs sea algo más que un señuelo para perder los sentidos. Esto es todo un repetitivo y abierto mapa de sensaciones robóticas, una vacación en la oscuridad de los sonidos. Valiente propuesta, sugestivo album.

jueves, 20 de enero de 2011

SR. CHINARRO. "El ventrílocuo de sí mismo" (2003)


Quizás "El ventrílocuo de sí mismo" no supere a los dos ultimos trabajos, "El mundo según", y "Ronroneando", pero si que fue el comienzo del cambio, de la aparición de la melodia mas o menos definida dentro de ese mundo tan maravilloso creado por el fabuloso Antonio Luque.

A él debemos la aventura de este grupo, (a mi modo de ver, el mejor de estos lares), que tanto nos ha hecho soñar, despilfarrar palabras, especular con las flores en medio de un prado de burbujas sibilinas. Ningun combo como ellos para hacer del surrealismo en sus letras un juego de plastelina para nuestro corazón, nadie como Luque para destripar versos que sin sentido nos apabullan.

Este año pasado, tras duros dos años de estudio, conseguí aprobar una oposición. Las ultimas semanas en la biblioteca, este cd era el que me llenaba de fuerzas, el que me radiaba espasmos de clorofila, mientras caía por la torre vigilante del hastío y el sopor. Quizás por eso, tengo tanto cariño a estas maravillosas canciones, a ese monumento para la felicidad, para los silbidos de corazón.

Aprobé, el ventrílocuo dejo de garabatear postales en el aire para esparcir sus odas por el mar de la tranquilidad. Pero bueno, voy a parar, que esto es una crítica de disco, y si sigo asi me voy a convertir en seglar de la obra del sevillano insigne.

¿Qué oímos en "El ventrílocuo de si mismo"? Aqui esta evolucionada la filosofia musical que comenzo con "Cobre cuanto antes" (2002) y que ya intuimos en "El porqué de mis peinados (1997). La claridad que huye de lo críptico, lo cotidiano como folkclore sentimental, y sobre todo himnos que me hielan la sangre como "Los carteles", donde no puedo más que ver mi brazo para notar el erizamiento de los pelos en una procesión anarquica hacia el sino de la lirica perfecta: "Que feliz un tonto con un lápiz".

Describir el continental orbe de Luque seria como para empezar a estudiar el firmamento. Cada canción contiene un misterio, cada tristeza está acompañada por el rocío de la alegria, por el maremoto de lo increible. "Me gusta el telón" se arrastrá por el pop, haciendo que nos caigamos de repente en un trance de niño.

En "Todo el mundo al suelo", las guitarras se divierten en el coro de la garganta de Luque, participando de la diversión, de sus historias tan suyas, de su mapa se sensaciones. Y la mejor, "Marrones", escúchala y tiembla antes de pintar con un tenedor una montaña de nubes de fuego, antes de dormir en un vaho de felicidad. Que grandeza compositiva, que sonido tan depurado, que bien que existan en el páramo grupos como Sr.Chinarro para no caer en la apatía de todo es una mierda.

Cuando me compre en su dia el primer lp, "Sr. Chinarro" (1994), no podria pensar que esa oscuridad primigenia iba a transmutarse en este arcoiris resplandeciente que son los ultimas producciones de Sr.Chinarro.

¿Cuántos grupos conoces que no te canses de escuchar sus discos una y otra vez? ¿Donde se halla el maná que transmuta la musica en orfebreria para el resto de los dias? Dicen que en Sevilla han avistado extraños seres que pernoctan en cantinas sin bebida esperando la llegada de un hit de la esperanza, de una hogaza de cariño. Grande Luque.

lunes, 17 de enero de 2011

BALAGO. "Extractes d'un diari" (2010)


Con este "Extractes d'un diari", me pasa lo mismo que me ocurrió cuando los conocí en el 2002, con "Erm". No concretan su excesivo sonido fragmentario, no logran hacer del ambient algo sobrecogedor, hipnótico.

"Extractes d'un diari", es un compendio de todo lo que caracteriza a una banda que se ha movido a la perfección en los cánones del post-rock mas conceptual, y el ambient mas ortodoxo con pinceladas de electrónica.

Y me parece que los 21 temas de este album aun reconociendo el valor de alguna gema,("L'homme de la esquerra"), no acaban de seducirnos lo que esperabamos.

Y eso que tienen motivos con su propuesta tan personal para que sean alguna vez una banda a seguir.En "Les hores", el comienzo es prometedor, casi me recuerdan a los mejores tiempos de Migala cuando nos introduccian con sus sonidos en un maremoto de sensaciones. Y "Esperant el retorn" tambien se deja escuchar por su funambulismo tecnológico.

Pero es en otros como "La distància", donde se ve que no, que falta reducir el tiempo, y especular un poco menos. La repetitiva "Espai de temps", me resulta cansina y monótona, y el inicio tan arrebatador de "El que seguix", se pierde con sus teclados frios y sin punción.

Una sensación que recorre todo "Exractes d'un diari", y que espero que la escucha de lo nuevo de Brian Eno, nos quite, para poder sumergirnos asi en las flotantes odas destartaladas del no ruido.

Balago, sigue sin convencerme aunque es de justicia reseñar su valentia por enfrentarse a un género que por esta tierras pocos practican. Otra vez será.

domingo, 16 de enero de 2011

NEIL YOUNG & CRAZY HORSE. "Ragged glory" (1990)



Hola a todos amigos. Pensando discos se traslada. Tras unos meses de espera para solucionar el problema de los comentarios a pie de critica, y tras no haber hallado una solución, nos cambiamos a Discos Pensados, donde daremos guerra, seguiremos con nuestra contienda particular para hallar joyas musicales y para destripar a los impostores.

Esta nueva etapa la he querido comenzar con un discazo. A mi modo de ver, el mejor trabajo del canadiense Neil Young, del caballo loco, ese ser tan imprescindible en la escena rock de los ultimos 20 años, que con este lp ejecuto una magnifica obra electrica, acompañados por sus amigos de Crazy Horse, y donde podemos comprobar la influencia de este musico en toda la generación que vino tras Sonic Youth y nuestros amados Pixies.

¿Que te vas a encontrar en "Ragged glory" si aun no has sido de los afortunados oidores de esta obra magna? Rock, rock y mi veces rock, rock de ese que se construye con las tripas, de ese que conserva todo esa estrcutura que le hace perpetuar a traves del vaiven de los años. Y el cabellero Young, aquí lo clava.

El disco numero 20 de su carrera es para enseñar en las academias interiores de cada uno. Asi el comienzo de "Country home", donde Young acompaña todo su pasado country con esa manera tan delicada de masajear las cuerdas donde todo es posible. Y que me decis de la emocional "While line", donde se despacha a gusto con esa voz rasgada, con ese festival de rock para los publicos mas exigentes.

"Over and over" es toda una manera de complaernos con sus arpegios, con su ruido blanco, con esa garganta que tanto me emociono cuando le descubri hace ya mas de 20 años. Que grande que eres Neil. Mi pequeñajo cuando escucha "Love to burn" no para de brincar y el sonido de mi nueva cadena de musica se expande por la habitación hasta hacerme perder la cabeza.

Solo espero que nos regales mas elepes como este, y que esta nueva aventura en blogger, me haga encontrar con tantos buenos amigos que conoci en Pensando discos. Para todos, aqui un maestro, Neil Young. Puro rock medicinal.